Picaduras de ortiga

Como estoy haciendo mis pinitos con agricultura orgánica en el jardín, dejo crecer la ortiga por sus beneficios para fortalecer los plantines y así mismo para fortalecer y limpiar nuestro organismo (hemos hecho un grupo de principiantes en horticultura con algún que otro veterano que nos presta su experiencia). Hace dos días me rocé con esta ortiga un par de veces. Enseguida se me ocurrió que si el aloe era buen remedio para varios problemas de piel, ¿por qué no para el tóxico de las púas de la ortiga? Me unté directamente el jugo de la planta y en seguida empezó a aliviarse y disminuir la sensación de picor. En pocos minutos había desaparecido hasta los sarpullidos y gradualmente la picazón.

¡Cuánta medicina tenemos a nuestra disposición en la Naturaleza!

 

Un abrazo, y mil gracias por vuestra labor.

Belén Vázquez

bvsalicio@yahoo.es

Mayo 2012