MILLONARIA MULTA A MONSANTO POR LOS EFECTOS CANCERÍGENOS DE SU GLIFOSATO

La sanción de 289 millones de euros que el jurado del Tribunal Superior de San Francisco ha impuesto a Monsanto, responsable de la fabricación del glifosato, seguramente no va a provocar ningún varapalo económico a esta multinacional adherida recientemente a Bayer, pero sí un desprestigio que va a ayudar a concienciar a muchos usuarios de este veneno. El jardinero Dewayne Johnson, fumigó unas 30 veces con este producto en el jardín de las escuelas públicas donde trabajaba en el transcurso del 2012 y desarrolló un linfoma No Hodgkin (cáncer linfático). Cuando en 2015 la OMS publicó que el glifosato era “probablemente cancerígeno para los humanos”, Johnson decidió emprender la acusación contra Monsanto.
Aunque son muchos los ayuntamientos españoles, que desde 2015 han ido erradicando el uso del glifosato en sus tareas, deseamos que esta sentencia sirva para la inmediata y definitiva ilegalización de este tóxico tan peligroso.
El esfuerzo de Dewayne Johnson y su esposa para llevar ante los tribunales al gigante Monsanto es digno del mejor elogio. Nuestro agradecimiento y admiración hacia ellos.