CONFESIONES DE UNA EX-CAMELLA DE DROGAS AL SERVICIO DE LA INDUSTRIA FARMACÉUTICA

La Dra. Gwen Olsen denuncia abiertamente la locura a la que ha llegado la industria farmacéutica, para la que, los consumidores no somos más que “vacas de dar dinero” en el negocio del mantenimiento de las enfermedades. Después de trabajar durante 15 años para una de estas empresas, se auto define como “ex-camella de drogas” y en su confesión, la Dra. Olsen, delata la impunidad con la cual, desde estas empresas, lanzan al mercado medicamentos que provocan la adicción para periodos muy prolongados, en especial en el caso de los fármacos psiquiátricos, que los médicos no tienen reparo en prescribir, también, a personas con solo desarreglos emocionales. Invita a usar el sentido común para mejorar el estado mental, como puede ser hacer ejercicio físico, revisar la dieta o el estilo de vida. Denuncia la dependencia de los medios de comunicación, financiados por esta poderosa industria e invita a exigir responsabilidades por la continuada desinformación y la puesta en el mercado de productos defectuosos, a sabiendas de que lo eran.